Esta semana publicamos una buena noticia, que beneficiará a todas las familias numerosas.

El Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad está estudiando reformar la Ley de Familias Numerosas para que se les respete su condición legal hasta que el último de los hijos supere la edad límite (21 años si está trabajando o 26 si estudia).

Según la ministra, esta ley pretende garantizar que estas familias puedan ofrecer las mismas oportunidades a todos los hijos

La ley actual suponía que las familias numerosas dejaban de serlo cuando el hijo mayor cumplía los 21 años (o los 26 si estaba estudiando). Esto suponía un perjuicio para los hermanos pequeños que, por ejemplo, no podían disfrutar de la reducción de la matrícula universitaria o las bonificaciones en el transporte público.

Esta medida aún tiene que ser aprobada por el Ministerio de Hacienda, pero es una esperanza para el 84% de las 532.928 familias numerosas con título en vigor en España (373.043 familias), que son las que tienen 3 hijos y, por lo tanto, pierden la condición de «numerosas» cuando el mayor supera los 21 años, aunque éste siga viviendo en casa.

Es también una buena noticia para las 78.367 familias que, en 2012, eran consideradas numerosas porque tienen dos hijos y uno de ellos con alguna discapacidad.

Si sale adelante, esta reforma entraría dentro de las iniciativas de Sanidad de protección de la infancia y la familia y quedaría plasmada en el Plan Estatal de Familia, que se espera aprobar a finales de año.

Este sitio web utiliza cookies. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.Sobre las cookies

target="_blank">plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies